Historia del Banco Estudiantil de la Universidad Santa María

(Historia enviada por Nicanor Ponce Vásquez)

 


A mediados del año 1966 se presentó una situación muy especial : falleció el padre de un destacado alumno de penúltimo año de ingeniería mecánica y él tenía que hacerse cargo de apoyar a la familia lo que significaba dejar sin terminar su carrera para enfrentar esta situación. La asistente social de esa época, Sra. Elisa Ferrer Fouga buscó una solución a ésto conversando con los exalumnos y los estudiantes y se llegó a la conveniencia de crear un Banco Estudiantil para prestarle una cierta cantidad de dinero mensual necesaria para la mantención de la familia mientras el alumno egresaba y entraba a trabajar, y así estar preparados para ayudar en futuras situaciones similares. Los exalumnos se pusieron con los fondos necesarios y recuerdo que Don Oscar Pizarro Escalante (mueblista, egresado de los años cuarenta y tantos ) hizo un generoso aporte especial con este fin.

 

Fue así como el 9  de septiembre de 1966 , en una ceremonia en que participaron la Sra. Elisa Ferrer F., exalumnos y estudiantes, se creó el Banco Estudiantil de la Universidad Santa María con sus correspondientes estatutos y reglamentos. Cabe señalar que el dinero prestado lo empezaba a devolver el alumno cuando entraba a trabajar, en cómodas cuotas y sólo se le recargaba el IPC correspondiente. A mí me correspondió el honor de ser el primer presidente y la Sra. Elisa me hizo llegar una foto de recuerdo con su dedicatoria y creo que la otra es de D. Oscar Pizarro.

 

La foto que se adjunta corresponde a una reunión de ex-alumnos y también alrededor de 15 alumnos sansanos, reunión en la cual se dio a conocer la creación del Banco Estudiantil.  Dn. Oscar Pizarro E.  es la tercera persona de izquierda a derecha y la Sra. Elisa Ferrer F. la cuarta. En la segunda foto  aparecen las firmas de la Sra. Elisa Ferrer y de Don Oscar Pizarro. [Nicanor es el tercero de pie de izquierda a derecha].

 

Yo trabajé varios años en Acción Social con la Sra. Elisa, conocí muy de cerca su fructífera labor que se apoyó mucho en la solidaridad de la gran Familia Sansana que tiene como base a los exalumnos. Fue así como el alumno que motivó la creación del Banco Estudiantil, logró terminar su carrera sin mayores contratiempos y posteriormente se pudo ayudar a otros alumnos en casos similares.

 

Creo que vale la pena recordar este episodio, probablemente poco conocido, de nuestra universidad.

 

Nicanor Ponce Vásquez.

Agosto del 2011.

 

.

 

 

 

Agosto del 2011.